Cierre de los errores masculinos: Reflexión

Aquí os dejo la reflexión final de Daniel, que caía justo detrás de lo que viene siendo el décimo y gran error de todos los listados. Espero que os sirva, pues complementa lo expuesto en todos los errores y especialmente en ese.

(Aquí continúa la historia empezada en este artículo)

No tuve ninguna duda de que sería una de las más placenteras y memorables experiencias de mi vida entera.

Podréis imaginar mi horror cuando nos quitamos la ropa…

¡Y no pude tener una erección!

Intenté ponerme duro durante gran parte de una hora, mientras ella esperaba frustrada. Estaba siendo realmente humillante.

Peor aún. Finalmente conseguí una erección… Y me corrí en un minuto. Ella no dijo nada, pero tan pronto como lo hice ví una sombra de decepción cubrir su cara…

Después de ello, intenté excusarme por mi pobre actuación, pero realmente daba igual. Me acompañó hasta la puerta diciendo que tenía que madrugar mañana. Y aunque traté de llamarla y la escribí varias veces después, nunca me volvió a contactar.

Una vez me dí cuenta de que perdí a mi chica soñada porque era terrible en la cama, decidí que tenía que tener esta parte de mi vida controlada. Estaba resuelto a aprender a ser un gran amante y darles orgasmos brutales – sin importar cuánto tardase, ni cuánto me costase hacerlo.

Y después de años probando toda clase de locuras, finalmente todo encajó. Ahora puedo dar a cualquier mujer intensos orgasmos múltiples mientras estamos teniendo sexo. Y durante un tiempo, incluso llegué al punto de usar mis destrezas en la cama para tener relaciones sexuales con tres mujeres al mismo tiempo (por supuesto con el conocimiento y el consentimiento de todas ellas).

Y eventualmente, decidí establecer una relación monógama con una mujer que adora acostarse conmigo y me hace realmente feliz. Su demanda sexual es mucho mayor que la mía, porque siempre que lo hacemos, le doy múltiples orgasmos y siempre está dispuesta y se muere por complacerme.

En realidad la mejor parte para mi no es el sexo. Es el hecho de que ya no siento esa asquerosa e insegura sensación en el fondo de mi estómago que venía de no tener lo que hace falta para satisfacer a las mujeres. Y también, es el hecho de que toda mujer que después se acostó conmigo estaba SATISFECHA y FELIZ en vez de FRUSTRADA y DECEPCIONADA, como solía ser.

Bien, pues esta es la historia de Daniel Rose señoras y señores. Aquí empezaron las andanzas que le llevaron a escribir Sex God Method, y así estamos hoy aqui.

Debo insistir en que el aspecto sexual es uno de los más brutalmente primarios en una pareja, en una relación entre dos personas. Si hay esa clase de contacto es mejor que sea bueno y satisfactorio. Pues debido a la condición pura y primordialmente emocional del sexo, es muy probable que una relación sexual insatisfactoria afecte (como de hecho vemos a diario) a la salud y felicidad de una pareja.

Sin embargo, no es lo único que construye una pareja. Y se puede trabajar juntos para ello. Pero para eso, ambos deben poner de su parte e invertir en el bienestar en ese ámbito, y renunciar a usarlo como moneda de cambio, chantaje o arma de doble filo.

Próximamente, de ser posible… Los 10 errores sexuales que cometen las mujeres.

Kheldar

¡Comentar es sexy! No temas compartir tu punto de vista; nos encantará leerte.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s