Hablar de sexo con las mujeres, ¿misión imposible?

Déjame contarte una historia personal, en vez de una conclusión, por esta vez.

Hace unos días, volví a hablar con una de las chicas más caóticas que he conocido nunca. Un encuentro apasionante, aunque para esta historia solamente importe una parte del mismo.

Sucede que, a raíz de opinar junto a ella sobre el artículo Ya tengo una cita, ahora qué coño hago (2), la cuestión acabó derivando en eso: ¿se puede hablar de sexo con las mujeres?

Seguro que me has respondido con un efusivo NO, fruto de experiencias pasadas donde el hacerlo te ha costado un rechazo… Pero te equivocas.

Es posible que hayas seguido ciertos consejos donde se te dice que hacer eso son demostraciones de valor y preselección.

Lo más normal es que, al pasarte de listo, te hayas ido a casa escaldado y pensando que no es posible tocar ese tema con ellas.

Ahora es cuando yo te digo que se puede y que yo me paso la vida haciéndolo, y te dejo a cuadros.

Tienes razón en una cosa cuando piensas eso, sin embargo.

Muchas personas caen en la cuenta de cuando llevas una máscara. Y si sienten que alardeas ante ellas en un sentido muy abierto (económico, laboral, o sexual por ejemplo)… Puede que te presten atención. Y que se rían contigo.

Pero estás descalificado. Y más si son mujeres.

Directamente, pierdes toda oportunidad con esas chicas en concreto.

Hay otras personas con las que esto del alarde suele funcionar (generalmente, inmaduras o interesadas)… Pero bueno, vamos al tema que nos ocupa.

No. No te voy a contar lo que estuvimos hablando esta chica y yo. Eso queda entre nosotros, y más aún sin su consentimiento.

Pero sí te cuento que es posible hablar de sexo con las mujeres, como ya he mencionado.

Hace falta lo siguiente:

  • Naturalidad (a lo mínimo que suene forzado, incomoda).
  • Relax y Comodidad (o lo que es lo mismo, no haciendo un drama).
  • Elegancia (que significa que los alardes y las cerdadas están de más).
  • Resonancia (transmitir las sensaciones, no se trata de hacer un informe).

Como esto queda un poquito escueto, vamos a explicarlo un poco mejor, si te parece.

Partamos de la base de que muchas de las personas que buscan consejos para ligar más, reciben una locura tal como tratar de “sexualizar” sus encuentros.

Cualquiera que haya tenido ocasión de obtener y poner en práctica este tipo de trucos y consejos sabrá por experiencia propia lo que ocurre…

La mayoría de las veces, todo lo contrario de lo que se busca. Pero no seamos explícitos con qué, porque a los afectados no les hará mucha gracia que se ventilen así sus trapos sucios.

Pasemos mejor a la chicha del asunto.

~~~~

Hay que tomarse la conversación con total naturalidad

Una persona que te brinda su tiempo, atención y compañía se merece que los honres. Tal como esperas que se honren los tuyos.

La naturalidad en este tema viene de no tener una agenda  oculta. Se deja notar cuando hay desenfado y complicidad, relax y comodidad.

Pero naturalidad no implica solamente eso, sino que también se refiere a que las cosas surjan sin forzarlas.

Esto se refiere, por supuesto, a no introducir el tema sexual sin venir a cuento (que suele ser muy común).

No lo hacemos con los demás. ¿Por qué con este debería ser distinto? Y no, no me vale ese cuento de que “si no haces nada no te comes nada”.

Ninguno de los Amorati forzamos las cosas. Somos abiertos al respecto, que es un matiz diferente y más intenso.

Naturalidad también se refiere a que no tiene caso alargar innecesariamente el tema.

Que quepa todo el detalle que queramos no significa que haya que meterlo, como quien dice.

Ese pequeño matiz tenemos que grabarlo a fuego porque, como dice el refrán, “lo poco agrada, y lo mucho enfada”. Los excesos no ayudan.

Relax y Comodidad son la clave para que el tema resulte agradable

Puedes averiguar sin mi ayuda por qué digo esto. Pero, ya que estás leyéndome… Sigamos.

Ya he mencionado en otros artículos de este blog que no es agradable estar sometido a un tercer grado.

Muchas personas entienden por sexualizar (siguiendo con el ejemplo  anterior), que tienen que hacer que la chica les cuente sus propias experiencias.

Y no lo van a conseguir, en muchos casos. Porque no inspiran confianza.

Pensemos en algo por un instante:

Nadie tiene nada que demostrar, y más si no quiere.

Esto supone que si hubiera que demostrarlo, desde luego no sería contando nada, sino haciéndolo.

En este punto, ya habréis notado que he hecho un inciso entre no forzar las cosas ni poner tensiones innecesarias entre ambos. Por favor, tomemos esto en consideración.

Pero hace falta que hagamos un inciso más antes de pasar a los otros dos puntos: no debemos actuar contra la armonía del momento. Eso se cargaría toda la magia entre ambos, de haberla.

Elegancia: lo más necesario de todo lo que te estoy contando, en mi opinión

Tras tener en cuenta lo anterior, nos encontramos con que puede que hablemos de sexo con total naturalidad, relajados y cómodos con ello…

Pero sucede además que, haciendo esto, caemos en alardear o en ser rematadamente bastos. Tal como lo seríamos con cualquiera de nuestros amigotes en un momento de complicidad.

Pero no todos te comprenden igual ni se toman las cosas del mismo modo. Aunque no te lo creas, es cierto: hay vida más allá de ti. Con sus propias conclusiones y percepciones.

Y lo que a nuestros amigotes les parecería una machotada digna de mérito… A las mujeres les puede parecer repulsivo, poco interesante, o cualquier otra cosa en ese aire.

¿Qué supone esto?

Que tenemos que ajustar la forma en la que contamos las cosas al contexto y a la persona que escucha.

Creo haberlo mencionado ya en alguno de mis artículos pasados. Saldrá en alguno de los venideros si no.

Esto puede suponer una gran diferencia tan sólo con que la otra persona no se encuentre incómoda con tu manera de hablar de ello.

Se puede decir exactamente lo mismo con palabras muy distintas.

Asíque aprendamos a adecuar el uso de nuestro lenguaje y nuestras expresiones, del mismo modo que lo hacemos cuando hablamos con nuestros jefes o profesores, con nuestra familia o con nuestros amigos.

~~~~

Y finalmente, en cuanto al tema de las emociones y sensaciones; y cómo pueden causar una Resonancia con los demás…

Tedejo experimentar por tu cuenta. Lo que yo te cuente aquí se puede quedar en nada, y sonarte a chino.

Con todo cariño para las personas que me hicieron descubrir esto.

¡Abrazos!

Kheldar

5 comentarios en “Hablar de sexo con las mujeres, ¿misión imposible?

  1. No es propio de mí comentar antes de terminar de leer algo…pero por favor, este artículo me parece que está bañado de un tono tan anticuadoo….

    • Muchas veces, intentando renovar o reasentar las bases de algo, lo que se hace es cargarse el espíritu y la esencia de ese algo.

      Esto que acabo de decir pasa con el arte, y si como ya he dicho en múltiples ocasiones para mí las relaciones con los demás (mujeres en especial) representan un arte… Por supuesto que no estoy dispuesto a tratar de cambiar algo que sé que funciona y es bajo en tonterías. Que es el espíritu de mi sitio, por otro lado.

      Pero, si crees que tienes algo que aportar a este respecto… Con sumo placer recibo la colaboración, cuando puedas y lo desees.

      Hasta siempre!

  2. Pues una tía que me trae loco me comenzó el tema. La verdad no sé lo que ella quiere cuando me platica sus fantasías, pero de que ellas te hablen de ello no tiene mucha ciencia. Solo es cuestión de preguntar. Eso, o mi país es muy liberal -lo dudo- para que cualquier chica pueda decirte cómo le gustaría que se la echaran.

    Sumemos también el tema de que, si una mujer te habla sobre sexo o algo relativo, la sociedad o tú mismo te encasilles en el lugar de la “friendzone”. Cosa que ya está explicado con pros y contras por todo el blog. Sin embargo, ando buscando uno muy particular que dice, según recuerdo que: “si hay mucha confianza, se muere el erotismo… y si hay mucho cariño, el deseo sexual se pierde”. Cosas todas que puede que pasen cuando una mujer te platique sobre sus intenciones y de que te pregunte directamente: “¿Cómo es que los chicos llevan a las mujeres a sus casas?“.

    Además, la intención entre tú -especialmente- y ella, debe tener un objetivo en común. Y para ello hay que ser bastante astuto. Porque puede que ella te quiera devorar el palo sin más, o solamente te encuentra en confianza y no le molesta decirte todas estas cosas. Que más da. Lo que me ha enseñado este blog es que primero te plantees qué quieres, y con ello hagas lo que tengas que hacer. Y dejar las cosas fluir.

  3. esta mañana he hablado con una chica que al principio de conocernos me encapriche pero luego era amor me rechazo y quedamos como amigos ella sorprendida por que no me lo tomase a mal y no lo llevava tampoco por dentro simpemente en mi cabeza y en mi vida podian pasarme mas cosas y tenias mas de que perder si que se pone todo en juego sentimientos y demas pero ahora de un tiempo este verano charlando le salio una novia al principio me dio como que un poco de rabia en años habia sentido algo asi como que la tome con ella pero luego la cosa fue bien y hoy no se como hemos parado hablando de sexo hacia años que no hablaba asi con una chica para ser mas exactos 2 y lo cierto es que en todo momento me he mostrado sincero natural y el resto también lo hace la otra persona asi que en fin venia a contaros que aunque me cueste admitir que la amistas despues del rechazo existe y que si vale la pena esa persona ya sea chico o chica no hay que quedar mal

  4. Hablar de sexo con mujeres no es misión imposible, creo que cada vez va siendo más sencillo. Pero una cosa es cierta, queremos hablar de sexo pero no con desesperados y buscones. Queremos hablarlo con personas abiertas de mente, respetuosos y que no andan como locos buscando un polvo en todo lo que se mueve. Que eso se nota, chicos, es así…

    Así que si quieres hablar de sexo con una mujer, cambia la actitud y un poco la mentalidad y seguro lo conseguirás 🙂

¡Comentar es sexy! No temas compartir tu punto de vista; nos encantará leerte.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s