Mejora tus conversaciones: Concéntrate en el contexto, deja fluir el contenido; por Alfonso L

El hombre al que traigo hoy aquí para comunicarse con vosotros no necesita presentaciones. Su trabajo y el de sus compañeros en el blog The Dark Horse Guide to Practical Happiness me tiene particularmente contento, y no puedo evitar compartir esta satisfacción contribuyendo además a otros y a mi uso del inglés de paso.

Así que si no os importa, me callo ya hasta el final del artículo, donde haré algún que otro aporte personal. El primero que debo hacer es que, debido a la aparición del término “frame” con reiteración, y al entender algo totalmente distinto al concepto seduccionero de “controlar el marco”, he interpretado y obviado la traducción literal de acuerdo al contexto para evitar que haya malentendidos en respecto a eso.

Os dejo en manos de Alfonso.

~~o~~

Hoy quiero hablar sobre el más importante de los conceptos referidos a conversaciones y conectar con los demás. El único y más importante que hay que entender si quieres ser un comunicador impresionante y fomentar el confort y la pasión rápida e intensamente en una conversación, es dejar de pensar acerca del contenido en tus enunciaciones y en vez de eso volcarse en la forma en que las entregas. No es tanto lo que dices sino cómo lo dices (o mejor todavía, cómo lo enfocas).

La clave para conectar con la gente es mostrar pasión en tus temas, hacer que sientan esa pasión y la apetencia de contribuir a la conversación. Para poder lograr eso tienes que ser genuino, lo que significa que si amas el ajedrez por ejemplo, estarías mejor hablando acerca de ello con pasión y expresando la emoción que sientes latente en el juego y lo impresionante que es… Antes que hablando de coches y motocicletas si no te importan una mierda y a duras penas notarías la diferencia entre un Ferrari y un Lamborghini o tal vez ni te preocupe distinguir una Ducati de una Harley Davidson.

Deja ir el contenido, ya tienes lo que hace falta. Yo mismo tengo citas hablando sobre política, leyes (a mujeres que no son abogadas ni nada parecido), naturaleza, economía, mis ideas sobre las citas y relaciones, o incluso el narcisismo. Ya tienes montones de temas que aprovechar para hablar sobre ellos, y es la forma en que los formulas la que hace la diferencia. Bien formada, una conversación sobre cepillarte los dientes puede ser realmente interesante; mientras que una formulación inadecuada puede reventar un gran tema y hacerlo extremadamente aburrido.

Reformulando tus conversaciones:

Este avance va a llevar un cierto tiempo para aposentarse y precisa de una gran cantidad de ensayo y error. Te va a tocar probar y fracasar mieserablemente solo para volvera a levantarte y fracasar una y otra vez. Tal vez pienses que es un precio demasiado alto pero los beneficios sobrepasan por mucho el coste. Me ha tomado cerca de dos años calibrar mis perspectivas apropiadamente, pero después de eso he tenido conversaciones alucinantes acerca de cualquier tema que me pueda venir a la mente. Dejadme añadir que desde hace un par de meses me sorprendo a mí mismo en conversaciones excitantes 10 minutos después de haber conocido a alguien, y que esas personas se meten en una conversación uno a uno ignorando a cualquier otra persona alrededor.

Por supuesto que también tengo días malos en los que la gente apenas reacciona a mí o bien no reacciona positivamente, pero me lo tomo como otra experiencia más y aprendo a vivir con ello. En otras palabras, para tener esta clase de conversaciones tienes que confiar genuinamente en ti, creer en ti mismo. (En the DarkHorse Guide creemos que una elevada y saludable autoestima es la piedra angular del desarrollo personal, y si eres un lector regular probablemente sepas de qué estoy hablando, si no, entonces mira alguno de nuestros artículos anteriores dado que es un tema que hemos desarrollado fuertemente ya hace tiempo.) Así que aprende a tomarte más a la ligera, y recuerda que cuando un desconocido te rechaza no te está rechazando a ti. Está rechazando a un desconocido. Como dijeron en El Padrino, “no es personal”.

¿De qué debería ocuparme exactamente?

Hay montones de variables que juegan un papel importante en la forma en la que te expresas a ti mismo, pero trataré aquí las más importantes.

La sagrada trinidad de la comunicación no verbal.

Tono de voz: Sin un adecuado tono de voz vas a tirarte de los pelos para llamar la atención de nadie. La transición de tonos energéticos a los pasivos, tal vez susurrar un par de detalles divertidos solo para regresar a la emotividad… Tu tono debería demostrar por sí mismo que confías en lo que estás diciendo y te sientes confortablemente al compartir las experiencias en las que te encuentras.

Lenguaje corporal: Esto es más sencillo de lo que piensas. No te centres en intentar tener una buena postura, parecer relajado o cualquier otro de esos truquitos rápidos que hayas podido oír. Tu lenguaje corporal debería acompañar la demostración de confort de tu tono de voz y apoyarlo demostrando el interés en lo que dices tú mismo y te dicen tus acompañantes. Así que simplemente encara a esa persona y presta atención. De esa manera, no aparecerán los infames tics nerviosos.

Contacto ocular: Una vez que la conversación es buena y funcional, puede que quieras  probar a incrementar ligeramente el uso del contacto ocular… El contacto ocular es magia, es lo que hará una buena conversación convertirse en excepcional de una manera totalmente natural. Solamente recuerda que nadie se va a abrir a ti sin contacto ocular. Cuando se trata de edificar y asentar la confianza, el contacto ocular es el rey.

Emoción y pasión, ¡involúcrate en tus historias!

Tal y como he dicho acerca del tono de voz, tienes que ponerle emoción a tus conversaciones. Pero esto es algo que no puedes forzar, así que en vez de hablar de temas que te vuelvan loco normalmente; deja la pasión fluir desde tu interior. Como he dicho antes; yo una vez tuve la atención de una mujer por completo al explicarle la ley de patentes. Estoy seguro de que no le importan nada los fundamentos de la ley de patentes y la riada de patentes que tiene un iPad, pero se interesó realmente y me atendió por completo… Sencillamente porque yo era apasionado acerca de un tema que me gusta genuinamente porque lo hice interesante.

Estar en el momento.

Esto es enorme. En algún momento tienes que olvidarte de qué decir y cómo decirlo… Para limitarte a escuchar y dar una respuesta auténtica. Disfrutar realmente de la conversación. Si la conversación se apaga entonces cambia de tema a uno que te apasione y deja que fluya. No te retengas, no temas cometer errores. Sin errores no podríamos mejorar nunca. De cualquier forma, si quieres cultivar tus habilidades sociales  te va a tocar empujar los muros de tu zona de confort y cagarla un poquito. Tírate a la piscina y disfruta de tu tiempo.

Ser honesto.

Ábrete verdaderamente. Afirma tus creencias acerca del tema en discusión en alto, incluso si van en contra de las de tu colega (pero en una forma respetuosa, pues está bien el desacuerdo pero no lo está atacar las creencias de tus iguales). Abrirse y compartir quien realmente eres desarmará cualquier barrera que tu acompañante pueda mantener todavía, y construirá una fuerte conexión en apenas tiempo. El fin de semana pasado me encontré con una amiga distante, de la cual había asumido desde siempre por anteriores encuentros que era una persona muy fría. Después de abrirme a ella, me contó un montón de cosas sobre su persona. Resulta que era una chica dulce pero bastante vergonzosa, y por eso es por lo que la percibí como fría. ¡Una lección de vida gracias a un gran planteamiento!

Así que para abreviar, deja de preocuparte acerca de lo que vas a decir o cómo, y deja que fluya sin más. Una vez la experiencia se abra paso en ti, tendrás conversaciones de infarto sin siquiera intentarlo: ese es el único secreto de un buen conversador.

~~~~~~o~~~~~~

Anotaciones por Kheldar

Debo decir que en lo personal, me gusta la aproximación al tema que nos ha proporcionado Alfonso. Mucho más distendida y humana que bastantes de las incursiones que he contemplado a otras personas en este tema.

He decidido mantener los enlaces originales del artículo para que podáis contemplar el trabajo que han mantenido en the DarkHorse acerca de estos temas, y por ayudar a más de uno a trabajar su reading comprehension… Ya que me lo piden.

Tal vez lo único que tengo en contra de este texto es que extiende cheques que tal vez no pueda pagar (y más en tiempos de crisis, je)… Pero la vehemencia con la que se expresa nuestro compañero es lo que me hace apreciar el carisma detrás de sus palabras.

Por eso mismo, he traducido el artículo intentando respetar la esencia de Alfonso como comunicador y no privar la traducción de sus juegos y giros del mensaje. Sí que he introducido pausas donde me ha parecido que eran necesarias, aunque en el original él no haya incluído esa misma pausa.

Los lectores más habituales y los más sagaces de entre los recientes se habrán dado cuenta ya de que rescatamos el tema de la desenvoltura natural y la acción sin acción, recapitulando sobre la importancia de no romper lazos latentes a través de perturbar el equilibrio y la armonía con acciones sin propósito (presunciones, historias vacías, intentos de manipulación, y etc.) al tiempo que abordamos la perspectiva inmanente del asunto.

Para los de la LOGSE, inmanente significa “inherente a (propio de) algún ser o unido de algún modo inseparable a su esencia, aunque racionalmente pueda distinguirse de ella”.

Un gran abrazo y gracias por colaborar Alfonso, y al público por leer.

Si te ha gustado la lectura no olvides:

  • Puntuar: para que sepamos cuánto te ha gustado.
  • Comentar: para que podamos conocer tu opinión y sumar perspectivas.
  • Compartir: para que otros puedan beneficiarse también.

Puedes usar para ello los botones y formularios bajo estas líneas. ¡Gracias!

3 comentarios en “Mejora tus conversaciones: Concéntrate en el contexto, deja fluir el contenido; por Alfonso L

  1. La verdad que me a gustado mucho este articulo, y puedo decir que va a servirme mucho para mis conversaciones, mas que nada por el echo de que muchas veces estoy preocupado por que decir y no disfruto de las conversaciones o no me entrego por completo a ellas, y este articulo me a recordado muchas cosas que realmente son importantes para disfrutar de una buena conversación. Muchas gracias por la traducción.

  2. Importa mas còmo decimos las cosas que lo que decimos. Cuando me siento muy feliz y tengo la energìa elevada hablo y cautivo, es un asunto mas relacionado con còmo uno se siente con uno mismo y con la persona que tiene y la manera en que esta reacciona con apertura ante uno. Si el asunto es recìproco todo se dispara.

¡Comentar es sexy! No temas compartir tu punto de vista; nos encantará leerte.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s