Cerrar mis ojos a tu mundo es abrirlos al mío

Para que todos comprendamos un poco el sentido que quiero darle a este escrito, transcribo el fragmento de letra de una canción que tenía en mente al poner el título.

[…] Cerrar mis ojos a tu mundo es abrirlos al mío para soñar con cada peligro que mi mente vio allí, solamente es mi fantasía y falta hacía, solo son mis sueños, mis golpes y caricias. Yo soñé con un solo segundo, ahí en tus oídos, y hacer del tiempo otro aullido a ti dirigido. Es otro escalón, otra mirada perdida para soñar que hay salida en esta mi tierra prohibida. Perdón si molesté, señor, sueño con contribuir, con oír las palabras correctas y con huir de estas ruinas, sueño imaginar lo que esconden, y que mis manos tienen el poder y ponen orden. Que mis ojos miran por los tuyos y ya comprenden no por qué se venden sino por qué se pierden. […]

~~õ~~

Se están viviendo episodios curiosos en la escena de los que ayudan al desarrollo personal, de los coaches en general. Aparecen nuevos dating coaches, se hunden algunos y arrastran consigo a toda su prole… Otros intentan reinventarse y consiguen reflotar mierda. Y entre tanto… Tenemos los que no cambian su integridad por nada.

Qué decir pues, querido público… Ya casi casi no queda nada por ver.

Todo tipo de intentos, no les importa tomarte por tonto si creen que con eso sacarán algo de tu persona o de tu bolsillo. Ni les importa tu bienestar, ni les importas tú… Nada nuevo.

Así que prefiero cerrar los ojos a ese mundo y abrirlos al mío. A los míos, mejor dicho.

Mi mundo, o mis mundos, según el momento… Efectivamente. No soy persona de un único sueño o de un único pensamiento. Recuerdo, hace mucho tiempo, haber invitado a una persona a acompañarme a este mundo que ahora os voy a describir.

En este mundo con el que suelo soñar, más cuando estoy despierto aunque también cuando duermo, no existe la complicación que nos venden por todas partes respecto a las relaciones con el sexo opuesto. Ellas y nosotros, nosotros y ellas, somos lo que somos y nos permitimos ser en tanto que somos, sin pedirnos cambios ni obligarnos a tal, pero amoldando lo justo y necesario para encajar adecuadamente.

En este mundo, uno no tiene que aprender ni hacer uso de jerigonzas para atraer a nadie o relacionarse satisfactoriamente con los demás. Si en el que acabo de abandonar al cerrar mis ojos la atracción y la simpatía es algo natural que se da de serie, sin especiales esfuerzos; en este que acabo de visitar, es algo más allá todavía.

Soñando con una persona, con sus atributos personales, con lo que sabes de ella, con lo que sientes realmente en su compañía, con lo que te inspira… Ese mismo sueño ilumina tu vida y se contagia a la suya. Sus sueños responden a los tuyos, y podéis realizar los sueños comunes que haya.

En este mundo, uno no tiene que andar preocupado por las apariencias constantemente. Nadie tiene realmente interés en qué pareces o dejas de parecer, mientras que demuestres ser lo que eres, y lo que dices que eres. Fachadas no tienen cabida, farsas solo engañan al farsante.

Siendo quien verdaderamente eres, el mundo te ayuda gustoso a ser más efectivamente tú, más poderosamente tú, más naturalmente tú. Te ayuda a mejorar por quien eres, no te obliga a convertirte en alguien que no eres y dejar de ser lo que sí eres, perdiendo todo lo bueno que tienes (y tal vez también lo malo) en el proceso.

En este mundo, las personas que verdaderamente las han pasado putas y consiguen salir adelante no se dedican a pisotear al resto como clamando venganza o en ademán de desahogo por lo que les ha tocado en suerte con sus vidas. Esas personas son las primeras en demostrar su voluntad y su trabajo, y en hacerlo bien.

No sirven a los demás con actitudes derivadas de un pensamiento de superioridad por su supuesto esfuerzo y sufrimiento, ni por su alardeada profesionalidad. Sirven haciendo honor a los valores que se espera que demuestren y transmitan con su práctica. Sirven haciendo sentirse más y mejor al servido, haciendo enaltecer su alma y su conciencia… En vez de minándolas para no sentirse inferior el servidor al servido.

En este mundo, las personas que quieren ayudarte no intentan dirigirte. No intentan decirte lo que piensan que es mejor para ti, ni abrirte las perspectivas que consideran que más te conviene tener presentes, ni mucho menos.

Tal como si fuera, como dice Miky McPhantom, un Dolby Surround 8.0 “in your fucking face” Te abren TODAS las perspectivas, buenas o malas, neutras incluso… Y te dejan tranquila y abiertamente decidir por cual vas a trasegar. Te pueden dar información, tanto objetiva como subjetiva, de lo que hay por esas sendas y de lo que para ellos hubo…

Pero ahí termina el asunto. Ni guían, ni dirigen, ni aconsejan. Plantean las cosas que están ahí, y tú escoges el camino por el que derrotas.

Te permiten desarrollar tu criterio propio y aprender a tomar decisiones.

Os acabo de hablar de un mundo compuesto por cuatro mundos que he soñado…

Y que también he vivido. Si yo he hecho esto, puede CUALQUIERA.

¿Cómo? Bueno, eso ya que lo descubra cada uno por su cuenta.

Yo por mi parte, seguiré echando una mano con ello y dejándolo en el aire para que lo coja quien pueda, o quien deba… Que nunca se sabe. Y si puedo, cada vez de más maneras.

Ya veremos a ver qué tal sale todo lo que tramo.

Bueno, mis pequeños soñadores… Creo que va siendo hora de que soñemos con algo que podemos hacer realidad. Y es que estos sueños, unos sueños que se pueden vivir estando despierto, no se comparan a otros sueños. Están en otro nivel.

Y tú…

¿Sueñas con ser feliz pudiendo hacer lo que te gusta y lo que quieras hacer?

¿Sueñas con poder tener lo anterior sin pasar por las consecuencias?

¿Sueñas con ser un fucker y que todo el mundo cante alabanzas a tu polla?

Pues perdona que me ría, pero tus sueños son de techo bajo… Aunque al menos te atreves a soñar, y por eso, me reiré simpáticamente y para mis adentros. Sin hacer mofa.

Anda, atrévete a soñar más y mejor.

Si te ha gustado la lectura no olvides:

  • Puntuar: dinos cuánto te ha gustado y ayúdanos a ganar en calidad.
  • Comentar: queremos conocer tu opinión y sumar perspectivas para crecer.
  • Compartir: otros pueden beneficiarse también, y nosotros con ellos.

Puedes usar para ello los botones y formularios bajo estas líneas. ¡Gracias!

Kheldar

Otros sueños que he tenido:

Un comentario en “Cerrar mis ojos a tu mundo es abrirlos al mío

  1. Soy del pensar que cada uno tiene el poder de construir su propio mundo y puede ser todo aquello que quieras, pero eso siempre tendrá consecuencias, aunque cuando vives como quieras y siguiendo tus propias reglas ¿no vale la pena esas consecuencias?

    No sé, creo que a la final dependerá del mundo que sueñas, si es demasiado fantasioso tal vez puede ser que solamente puedas vivir tú en él, pero si eres lo bastante sensato, honesto y tienes los pies bien puestos en la tierra, tal vez ese mundo pueda ser maravilloso y genial. Todo dependerá de lo que quieres, tus mundos no suenan tan mal, pero podrás crearlos realmente, solamente el tiempo lo dirá 😉

¡Comentar es sexy! No temas compartir tu punto de vista; nos encantará leerte.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s