Cuatro años de Buen Vivir… ¡Y lo que te rondaré, morena!

Bien aprovechado, el tiempo da para mucho… Y como muestra, sirve mi propia vida. O la tuya. O la de los genios del pasado.

Cuando empecé a escribir en Internet, mi situación era radicalmente distinta: con doce años aparecían ya distintas aportaciones mías en comunidades en las que participaba por entonces. Pequeñas orientaciones acerca de bienestar y honestidad, pero potentes. También escribía pequeños textos, alguna que otra poesía o relato corto (más de uno mezclando fantasía y erótica), y grandes parrafadas en blogs y foros ajenos.

Un día, se me iluminó la bombilla y dije… Mejor tener mi propio espacio para sembrar a gusto mis ideas, y que las comente quien quiera. En otros lugares, cuando no te censuran y luego te plagian; directamente no te dejan salirte de la tónica. Y como eso no me gusta, cogí los bártulos y me los traje aquí… Aunque no he dejado de aportar, donde realmente sirve de algo hacerlo.

No pasé por aquello sin pena ni gloria. Tuve choques bastante sonados, y también la suerte de hacer grandes amistades. Aún conservo el contacto con las personas más importantes de aquellos tiempos. Me vieron pasar por las etapas de encierro y frialdad, de liberación de mí mismo y autodescubrimiento; de rechazo a lo establecido y búsqueda de mi propio camino…

En fin, que los que más tiempo llevan a mi lado han tenido que ver de todo, y no siempre bueno… Aunque sí curioso. Me gusta pensar que gracias a estas personas he llegado a relativizar más y a pasar de todo lo que no me sirve o no me aporta, sin perder mi criticismo.

Facebook-20140311-012318

Recuerdo que he pasado de un rechazo radical hacia todo lo que me desagrada, a una especie de tolerancia y dejar pasar.  Tardé algo de tiempo en cerrar esa fuga de atención y energía, pero se nota mucho la ventaja de hacerlo; especialmente en los cauces a los que me ha llevado cerrar ésa y otras fugas.

Es probable que me hayas escuchado (o leído) defendiendo mi postura en contra del sistema educativo, o de herramientas y sistemas y también contra  sus usuarios y defensores… Por el mal uso y las malas formas. Tal vez eras de los que apoyaba mi decisión de criticar, o de los que querían “quedarse con un poco de todo”. Y en lo personal… Puede que fueras de los que creían que estaba tirando mi vida a la basura por no sacarme la ESO, un título de bachiller, y una carrera universitaria; o de los que me miraban raro cuando me metí en las terapias naturales y la sanación.

Pero ahora mismo, nada de eso importa. ¿Sabes por qué?

“Nada es verdad. Todo es posible.”

Esa sencilla cita me ha llevado muy lejos en ciertos asuntos, y me ha refrenado bastante en otros… Hasta que me acostumbré a la incertidumbre y decidí que no necesito tener seguridades en mi vida para vivirla al máximo, y me di cuenta de que por culpa de querer tenerlo todo claro y seguro al 100% estábamos tirando media vida por la borda. Fue por entonces cuando empecé a bucear en la relatividad y la heterodoxia. Si ya de por sí rechazaba métodos y sistemas (parte por las falsas promesas y erradas premisas, parte por la seguridad infundada y externa a uno mismo), en este momento empecé a proponer el abandono de los esquemas.

Me dediqué a hablar de conocer y expresar. Y me decíais entonces “¿qué tengo que conocer? ¿cómo puedo expresarlo?” u otras cuestiones del palo. Yo siempre respondía que a uno mismo y os dejaba a cuadros. Venían las respuestas diciendo que “ser uno mismo no sirve cuando eres un xxxxxxx” (rellena las x con tu adjetivo favorito, o con la lista de defectos que creas que tienes y hacen que no mole ser tú mismo); pero también venían los resultados de quienes se liberaban de sí mismos, o mejor dicho, de quienes creían ser y se forzaban a ser… Y simplemente, se conocían y se expresaban.

A esto le pusimos el nombre de romper el espejo.

Y diariamente me dedico a romper esos espejos, tanto los propios como los de todo aquel que pueda sentirse identificado con los ideales de armonía, bienestar, curiosidad,  fluidez, honestidad y transformación. Son los valores por los que me guío. Son mis señas de identidad y mis hojas de ruta para conectar con los demás.

Por decirlo así, compartimos el camino si esas son nuestras señas.  Hoy, como siempre, sigo diciendo que acojo a quien viene y no persigo a quien se marcha, si bien hasta ahora no lo había llevado tan a rajatabla. Ahora, lo complemento haciendo saber a quien se marcha cómo me siento y lo que me ha aportado. Últimamente sólo hago amistades y profundizo en ellas hasta donde se pueda llegar.

Como más tarde descubriría, mi vida se parece un poquito a las situaciones y anécdotas narradas en Experiencia y educación, de John Dewey. Dejo a vuestro criterio leer y descubrir a qué me refiero.  Yo, por hacer una breve referencia, opté por aquello de vivir para ver.

Y a raíz de meterme de cabeza en miles de fregaos, resulta que me he procurado experiencias cada vez más curiosas… Aunque siempre adaptadas a mi capacidad y mis intereses actuales. Aprendí a ejercer el egoísmo positivo (a encauzar los estímulos que la vida me ofrece, abrir o cerrar el caudal a mi gusto y prestarle atención a la curiosidad y al instinto), y me llegó la felicidad como un bálsamo.

Por eso, tal día como hoy, me alegra celebrar 4 años con vosotros.

Porque formáis parte de mi orgullo y mi desvelo.

Porque no tendré llenos los bolsillos de dinero, pero me revienta el pecho de dicha por vosotros; que sois pepitas de oro alojadas en mi corazón.  El dinero ya llegará, por el trabajo bien hecho. De hecho, empieza a llegar como seña de vuestro interés y reconocimiento.

Tal como digo en todas las cartas abiertas que os mando… Decidme lo que queráis que tratemos, lo que queráis que os presente y trabajemos. Lo peor que puede pasar es que os haga caso.

Y os animo a ello para entrar juntos en la experiencia.

Por abrirnos al cambio.

Aquellos que sepan valorarlo, también tomarán la oportunidad.

— vuestro Sergio

P.D.: pronto comienza el crowdfunding de mi próximo libro, que como ya os anunciaba; espero que nazca en base a las personas que quieran aportar su energía y su interés al proyecto. Anunciaré más al respecto en los próximos días. 😉

6 comentarios en “Cuatro años de Buen Vivir… ¡Y lo que te rondaré, morena!

  1. Sergio, es un placer conocerte y haber colaborado en “Alquimia Interior” contigo, sin embargo, con este post, debo decir que aún te veo mucho más grande.

    Animo y a por otros 4 años más.

  2. FELIZ CUMPLEAÑOS a este proyecto que ha llegado tan lejos! Que chevere se siente ser una pelotica de oro en tu corazón. De sentirme en este texto, no porque me menciones, sino por sentimiento. Porque me mencionas a mi y a todos los que seguimos.

    Debes saberlo, justo cuando leo tus textos es cuando los necesito. Me ha sentado tan bien en este momento que no se como agradecerte que des en el clavo de una manera que no cualquiera podría ver. Un abrazo amigo. 🙂

  3. Hola, Sergio. Felicidades por los 4 anos!

    Veo que somos de la misma línea de sentir que a nuestra edad el dinero no es algo por lo que nos deberíamos andar preocupando, sino que con trabajo algún día llegará.

    Estoy que me compro uno de tus libros para Kindle, pero lo voy a hacer cuando ande un poco más desocupado de trabajo y leerlo con calma. Es una tarrea que tengo pendiente.

    Saludos!

    • Hola, Daniel. Es un gusto saludarte en esta bitácora. Muchas gracias por tu felicitación. 🙂

      La verdad es que el dinero nunca me ha preocupado especialmente. Durante un tiempo lo consideraba parte de un juego (el marcador que lleva los tantos, de hecho), pero ahora mismo ni siquiera pienso en ello… Salvo cuando me toca poner el dinero para el abono de transporte y para mis entrenamientos, jajaja.

      Celebro que quieras comprar uno de mis libros, y la verdad, tengo curiosidad por saber cuál será. Te invito si lo deseas a aportar en la campaña del próximo. Si crees en el amor sin pajas mentales, te interesará: http://vkm.is/todomenosmarear

      Un abrazo, y bienvenido cuando gustes!

  4. Alex, Santiago, Luism, gracias por vuestros comentarios y cumplidos. La verdad es que soy un tipo más haciendo lo que le gusta. La suerte que tengo es que lo que hago le gusta a más gente… Y le sirve.

    Espero que sigáis mucho tiempo rondando esta casa. Abrazos!

¡Comentar es sexy! No temas compartir tu punto de vista; nos encantará leerte.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s